19 de diciembre de 2007

A Joel Schumacher, a veces se le va la pinza. Y su última película es un buen ejemplo. "El número 23" partía de una original premisa atrapa-espectadores en la que un tipo normal encarnado por el desubicado Jim Carrey, veía como el número 23 estaba relacionado con cada momento, cada elemento o cada situación de su vida. Las asociaciones que Schumacher realizaba durante toda la película para llegar a este número rozaban lo delirante y sonaban forzadas. Todo, para desarrollar un thriller con ridículo toque de cine negro y giro argumental final para tontos. Lo peor es que después del visionado de "El número 23", se llega a la conclusión de que lo especial de esa cifra no era más que una "engañifa" sacada de la manga de Schumacher y sus guionistas, y que la película podría haberse titulado perfectamente, "El numero 82" o "El número 789". Solo era cuestión de hacer relaciones con él. Y puestos a relacionarlo, a Schumacher se le olvidó incluir en su película aquella asociación que en su día hicieran los chicos de "El informal"; "Entre los dedos de las manos y los dedos de los pies, la po*** y los coj****, suman....(tachan!!!)... 23".

Posiblemente, las 2 horas y 45 minutos más soporíferas que un servidor ha vivido en una sala de cine en los últimos años. La tercera parte de las aventuras de Jack Sparrow era un cúmulo de secuencias inconexas que rellenaban el metraje de una cinta plana y carente de emoción. "Piratas del Caribe; En el fin del mundo" es la consecuencia lógica de exprimir una saga de lo que era una película aislada y sin ánimo de ser trilogía, y si la segunda parte, aún guardaba algún momento de entretenimiento puramente blockbuster, lo de esta tercera entrega consistía tan solo en cumplir el expediente a través de un guión, dirección e interpretaciones prefabricadas. Las secuencias de Sparrow con sus otros "yo", son indescriptibles. En una de ellas, estuve a punto de abandonar la sala, cosa que va en contra de mis principios. Además, leí que después de los créditos aún había más escenas...y eso, si que no pude soportarlo. Lo peor de todo, es que aún recaudó 309 millones de dólares, tan solo en los EEUU.

La experiencia más onanista y egocéntrica que ha dado el cine reciente. David Lynch se autocomplacía con un carrusel pesadillesco donde se mezclaban conejos trajeados, risas enlatadas, destornilladores asesinos y prostituras perturbadas. Una paranoia sin pies ni cabeza de tres horas de duración que es la más ardua y abstracta película de David Lynch y que sobrepasa lo que podemos conocer como cine experimental, llegando a ser una broma de mal gusto.
Para muchos es una obra maestra, para mí, una verdadera tomadura de pelo en 35 milímetros.
¿Se ríe Lynch de nosotros?. Yo apuesto que sí.


Su título ya lo decía todo. Caótica. Y aunque suena a recurso facilón para calificarla, a la última película de Julio Medem, este adjetivo le venía como anillo al dedo. "Caótica Ana" presentaba el mundo del director vasco llevado a su máximo grado, algo que le ha funcionado en anteriores ocasiones ("Lucía y el Sexo"), pero que en este caso, su obsesión por la simbología, por lo metafórico se mostraba superficial, poco creíble y pretenciosa. "Caótica Ana" es la peor cinta de la carrera de Medem y una de las más desastrosas del cine español de este 2007. Para colmo, su secuencia final, totalmente injustificada dentro de la trama, era de un mal gusto preocupante, politizaba una historia que no iba por esos derroteros y daba argumentos para que la crítica y el público fuese todavía más feroz en su opinión final sobre una película llena de desatinos.

"Seduciendo a un extraño" era un thriller erótico, que no era ni thriller ni era erótico. Con unas pésimas interpretaciones de un trío protagonista (Halle Berry, Bruce Willis y Giovanni Ribisi) que aparentaban ser conscientes del tinglado en que se habían metido y solo deseaban que su trabajo para esta producción acabase cuanto antes, el guión de "Seduciendo a un extraño" no llegaba siquiera a superar a muchos de los telefilms que se emiten al mediodía. Con una falta de personalidad alarmante, repleta de topicazos en sus situaciones y en sus personajes, el sexo y la emoción brillaban por su ausencia y su final era de traca, tanto que anda en pugna con "Gothika" y "Catwoman" (que no son moco de pavo) por ser la peor película que ha rodado Halle Berry. Ni piratearla o descargarla merece la pena.

Poco o nada tenía que ver "Hannibal, el origen del mal", con "El Silencio de los Corderos" o sus posteriores secuelas. Otro de esos pseudo-thrillers sin personalidad propia, que incluso elaboró el propio creador de la saga literaria Thomas Harris, seguramente para seguir sacando provecho económico de su más famoso personaje. "Hannibal, el origen del mal" idea la formula de la venganza como razón principal del nacimiento de ese caníbal que interpretó magistralmente Anthony Hopkins en su día y al que aquí deshace en un cúmulo de gestos repetitivos e inoportunos, el actor Gaspard Ulliel. Hay malos muy malos, y buenos muy buenos en una película que afortunadamente se olvida muy pronto, pero que mientras uno asiste a su proyección, no dejará de pensar porque diablos se ha hecho eso con una de las figuras más imponentes del cine de los 90. Lo que se llega a hacer por dinero...

"Invasión" sufrió tristemente el mal del productor manipulador. Ese capaz de hacer y deshacer una película a su antojo, entrometiéndose en la parcela creativa. Joel Silver, el productor de esta película, se cargó de golpe y porrazo al director inicial, Olivier Hirschbiegel ("El Hundimiento"), mandó reescribir escenas del guión a los hermanos Wachowski ("Matrix"), para luego encargar el rodaje a James Mcteigue ("V de Vendetta")...y así pasó, "entre todos la mataron y ella sola se murió". "Invasión" fue, finalmente, una película desalmada, ingenua, embrollada y muy lejana a esas maravillas que son "La Invasión de los ladrones de cuerpos" y "La invasión de los ultracuerpos", versiones anteriores de la misma novela de la que parte. El potencial era enorme, pero el productor se la cargó y ha acabado entrando en los fiascos del año.

MENCION ESPECIAL: "Epic Movie". Nos consta que esta película es capaz de dejar graves y dolorosas secuelas en el espectador. Ese ha sido el caso de uno de nuestros amigos, Ángel, lector asiduo de este blog, que ha manifestado en numerosas ocasiones lo errático de su existencia desde el visionado de esta película. Sabemos que es duro. Sabemos que no es facil de superar, pero tienes que ser fuerte, Ángel. Jamás podrás ver una película con los mismos ojos, eso es cierto, pero piensa que con tus comentarios sobre "Epic Movie" has evitado que muchos de nosotros pasemos por lo que tu has pasado y eso, debe servirte de aliento y apoyo. Tu puedes hacerlo!

Críticas de "El Séptimo Cielo":

El Número 23, Piratas del Caribe; En el fin del mundo, Inland Empire, Caótica Ana, Seduciendo a un extraño, Hannibal, el origen del mal, Invasión.
Tagged
Different Themes
Written by Roberto García

Escrito con mucho esmero e ilusión desde Albacete. Comenta si te apetece y si no, escucha nuestro programa de radio, que también tiene su aquel.

11 comentarios

  1. El POrnógrafo GAfapasta says:

    De todas estas, la que me llamó la atención en un principio fue "El número 23", pero todo el mundo me ha hablado mal de ella, aún así yo creo que me gustaría, me gusta rallarme con las películas, incluso no entenderlas, ajjaja. ME la bajaré, eso seguro
    Saludos y felicidades por el blog
    http://pornogafapasta.blogspot.com

  2. Totalmente de acuerdo en casi todas, menos en alguna cosa de Piratas del Caribe, ya que habia leido tantas malas cosas de ella que cuando la he visto no me ha parecido tan mala realmente, incluso la considero mejor que la segunda (al menos el tiempo me paso mas rapido)

    Por lo demas, unos bodrios de dos pares cada uno

    Un saludo!!!

    PD: Lo del informal buenisimo, ya no me acordaba jajajja

  3. Angel says:

    Jejeje, muy bueno. Lo cierto es que "Epic movie" es similar a ver crecer la hierba, pero quien no la haya visto será, incapaz de hacerse una idea de lo gigantescamente mala que es.

    Estoy bastante de acuerdo con lo que dices, únicamente no puedo opinar en un par de casos porque no he visto las películas Invasión y Número 23.

  4. Faraonika says:

    Lo bueno: que de las que mencionas solo he visto dos. Piratas del caribe que fui con los peques de la casa y disfruté, más por ellos que por la peli, y Caotica Ana que salí del cine con una mala ostia, indignada. No recuerdo que me haya puesto asi por otra pelicula.

    En fin, a ver si en las buenas del año he visto más.
    Un saludo!

  5. Libertino says:

    oiga, pues yo Inland EMpire me la voy a comprar...
    Me inquietó y me aterrorizó

  6. Libertino says:

    Conseguí el pack pirata por 5 euros (cierto, no pregunten) y quité la 3ª a la media hora más o menos... y aún no había salido Sparrow!!!

  7. Buenas

    A la lista de fiascos yo añadiría la entrada en vigor de la nueva ley del cine y lo del canon digital.

    Que tengas unas felices fiestas.

    Nos vemos en el 2008.

  8. Kike says:

    Grandísima selección. No podría estar más de acuerdo en todo.

  9. Pues hay una con la que me sitúo en el extremo contrario, jeje. Inland Empire, por supuesto. Para mí, la película del año, el cine del futuro capaz de integrar el pasado más interesante. Entre Bergman y Borges.
    Pero claro, opiniones para todos.
    Por lo demás, gran post: preciso y oportuno :)
    Un saludo!

  10. En general estoy bastante de acuerdo con la lista, están las películas que más me han irritado. La verdad es que toda la saga de los piratas la tumbaría a cañonazos disfrazado de Jack Aubrey; "Hannibal: etcétera" es una supina tontería que empeora notablemente una ya de por sí mediocre e innecesaria novela-recaudación; "Caótica Ana" es lo peor con diferencia de Medem; y yo también tengo la misma sensación de Lynch: se está riendo de nosotros. Saludos.

  11. Joder. No puedo estar más de acuerdo. Saludos y feliz entrada de año.