30 de diciembre de 2009
no image

Dijo el inefable Carlos Pumares en una ocasión que cualquier película por mala que fuese merecía la pena si contaba con un solo momento en que tocase la fibra sensible del espectador. Lo hizo al hablar de "Mensajero del futuro" de Kevin Costner.
Por eso, de entre todo el cine que hemos disfrutado o sufrido en este 2009, siempre quedan momentos, secuencias, imagenes, detalles que perduren en el recuerdo.
Hemos decidido hacer balance y escoger algunos de nuestros momentos y detalles preferidos, que, avisados estais, pueden contener peligrosos spoilers. No están todas las que son ni son todas las que están, pero esta muestra bien vale como recuento del año cinematográfico que estamos a punto de finalizar. Feliz 2010 a todos.



- La sorprendente madurez de Greg Mottola, el director de “Supersalidos” en “Adventureland”, una de las grandes “tapadas” del año. Un aplauso para Jesse Eisenberg y Kristen Stewart, demostrando ser buena actriz alejada de tanto vampiro y hombre lobo hormonado. Y quiero desde ya ésta camiseta

- Esa pequeña y sólida propuesta de ciencia-ficción llamada “Moon”, que descubre al mismisimo hijo de David Bowie, Duncan Jones como un director a tener en cuenta a corto plazo

- "El curioso caso de Benjamin Button" tuvo menos alma de la que cabía esperar. Ahora bien, ver la marcha atrás vital de Brad Pitt no tenía precio

- El gran arranque el de “Señales del futuro”, muy propio de los mejores capítulos de “The Twilight Zone”

- 5 minutos Pixar para la historia. La historia de amor de Carl y Ellie en “Up!”. Sencillamente magistral

- Los créditos iniciales de “Watchmen” a ritmo de Bob Dylan

- El número musical de “500 días juntos” a ritmo de Hall & Oates

- El apabullante plano secuencia en el campo de fútbol de “El Secreto de sus ojos”. Una de las más completas y clásicas películas del 2009

- Hablando de fútbol; Cantona trabajó con Ken Loach y Michael Sheen protagonizó una buena película futbolera, “The Damned United

- La elipsis hacía el cielo de las Vegas que se marca “Resacón en las Vegas” y sus créditos finales que demuestran el porqué de las cámaras digitales. Gran descubrimiento el de ese barbudo llamado Zach Galifianakis

- Y hablando de descubrimientos, Sharlto Copley en “Distrito 9”, otra de las grandes sorpresas de este año

- “Arrástrame al infierno” era puro divertimento “made in Raimi” y su escena en el parking una de las más tensas de la temporada

- Si merece por algo la pena ver “Luna Nueva” es por comprobar como Alexandre Desplat es uno de los mejores músicos de cine actuales, capaza de dar lo mejor de si mismo en cualquier proyecto que cuente con sus servicios

- La maravillosa ingenuidad e inocencia de “Ponyo en el acantilado”, el Miyazaki más bondadoso y medioambiental

- El hipnótico arranque de “Anticristo”. Y entre ablaciones y polvos entre árboles, una frase para el recuerdo pronunciada por un zorro; “Chaos Reigns

- Frank Langella como Richard Nixon en “El desafio, Frost contra Nixon

- Buen remake; “La última casa a la izquierda” o como usar los utensilios de cocina en caso de amenaza imprevista

- El piscinero y violentísimo clímax final de “Déjame entrar”. Sin duda, la mejor película del 2009.

- Quizá no fuese la mejor película del año pero si tremendamente entretenida. Lo pasamos en grande con la intrahistoria de cada pregunta de “Slumdog Millionarie

- Concha Piquer sonando en un gramófono en “Rec 2”.

- Nunca los botones dieron tanto miedo, “Los mundos de Coraline” consiguió su principal cometido, insertarnos en una pesadilla.

- Un top improvisado de las peores películas del año; “Mentiras y Gordas”, “Dragon Ball Evolution”, “Street Fighter”, “Jennifer´s body”, “La lista” o “Presencias extrañas

- La impresionante selección musical de la muy floja “Radio Encubierta”. Dan ganas de viajar en el tiempo a los 60

- Una de las interpretaciones del año. Sutil y encantadora, Richard Jenkins en “The Visitor

- Clara Lago y Alberto Cervantes; buena química y prometedor futuro según lo visto en “El juego del ahorcado” de Manuel Gómez Pereira

- Las escenas de lectura de labios de “Los Abrazos Rotos”, lo mejor de la fallida nueva obra de Pedro Almodovar

- Todos y cada uno de los momentos de “Spanish Movie” en los que aparece Joselito. Lo único salvable de esta parodia nacional

- Nos encantó “Revolutionary Road” con Di Caprio en un papel de adulto inmaduro que le sentaba como un guante. Kate Winslet y Michael Shannon; unos titanes

- Hablando de Kate Winslet. Maquillaje aparte, su Oscar por "El lector" estuvo más que merecido. Especial mención a sus escenas de sexo con el joven alemán

- El coronel Hans Landa de “Inglorious Basterds”. Y aunque es difícil quedarse con una sola secuencia del film de Tarantino, elegimos la que abre la película. Puro Sergio Leone

- Dios bendiga a Malamadre de "Celda 211". El personaje del cine español de la temporada

- Lo bien que lucía la ciudad de Roma en “Ángeles y Demonios” y “Duplicity

- Algunos, no todos de los monólogos a cámara de Larry David en “Si la cosa funciona” de Don Woody Allen

- Todas y cada una de las veces que Darren Aronosfky colocaba la cámara a la espalda de Randy “The Ram” Robinson en “El Luchador”, fuese en su camino al ring o la carnicería

- La sola presencia de un metidisimo en su papel, Sacha Baron Cohen en los diferentes programas televisivos de nuestro pais ya valía el estreno de “Bruno

- Y una lista improvisada de lo mejor del año para despedirnos; “Déjame entrar”, “Malditos Bastardos”, “El Secreto de tus ojos”, “The Visitor”, “Revolutionary Road”, “Gran Torino”, “Frost/Nixon”, “Adventureland”, “Arrastrame al Infierno”, “El luchador” y “Resacón en las Vegas”
Read more
28 de diciembre de 2009
AVATAR; AZUL DESTEÑIDO

Uno siempre sabrá que azules son los pitufos, como azules son los billetes de 20 euros, el agua de las piscinas, la portada de “A Hard day´s night” o las señales de sentido obligatorio. Que azul es una peli de Kieslowski, el uniforme del Chelsea y el mono de trabajo, las botellas de Solan de Cabras y el Doctor Manhattan.
Azules también son los Na´vi de James Cameron con los que el director canadiense ha querido revolucionar el cine. Claro, que de aquí a un tiempo dudo si recordaré si los Na´vi eran azules o verdes turquesa porque a mi, "ni fú ni fá".

En todos estos años de inactividad (o no), que van desde que el Titanic se estrelló (12 nada menos) James Cameron ha observado atentamente como evolucionaba el aspecto técnico del cine. El otro aspecto, el que no se ve, el que se siente, involucionaba, pero ante eso Cameron no ha tenido nada que decir o aportar.
Desde luego no cabía esperar que el retorno del “rey del mundo” fuese a ser intimista o modesto ya que la carrera de Cameron siempre ha sido un “in crescendo” de excesos. Pulcros y bien definidos. Coherentes y divertidos. Siempre primando el plano técnico pero jugando con las posibilidades de la ciencia-ficción, la acción o el drama de constantes trágicas y logrando referentes en cada uno de los géneros a los que accedía.

Esta vez, James Cameron ha querido ir más allá de todo eso. Alcanzar una perfección lejos de los Gollums, King Kongs, Beowulfes y demás creaciones con las que el cine ha ido aumentando sus posibilidades narrativas y visuales en los últimos tiempos, diseñando una película para el principal lucimiento de los exóticos lugares y personajes que la protagonizan, o quizá sería mejor decir; de las avanzadas técnicas que los hacen posibles. Porque si algo es “Avatar” es una demostración de poderío visual y técnico. De superioridad y petulancia. Donde el cine es tan solo un escaparate para mostrar la última de las tecnologías.

De ahí que la historia de Pandora, a medio camino entre la acción, el cine bélico y el drama romántico, con mensaje ecológico implícito y el enésimo desenlace final con robot gigante incluido (desde “Iron Man” hasta “Transformers” pasando por “Distrito 9” resuelven de semejante manera su climax final), parezca ser lo de menos en medio de todo el artificio. En sus 164 largos minutos, el argumento de “Avatar” se muestra tan simple, manido y predecible como el menos trabajado de los blockbusters. El interés es claramente otro y James Cameron descuida reforzar la personalidad de sus protagonistas (no hay más que ver como se difumina el fuerte carácter del personaje de Sigourney Weaver, el poco peso en la historia de los escuderos de los Na´Vi o la escasa empatía que emite el heroe protagonista), se olvida de potenciar la historia de amor entre Jake Sully y Neytiri, que al menos hubiese conmovido al espectador más sensible, y descarta jugar con las posibilidades de un género como la ciencia-ficción que tan bien conoce.

Con ello, la película carece de otra fuerza que no sea la visual y sus azulados seres son tan estereotipados y faltos de carisma que no consiguen captar el interés del espectador. Resultado; “Avatar” es una obra sin la emoción y vigor que se le presumía y que impresionará más por sus logradas 3 dimensiones y sus 400 millones de dólares gastados que por sus virtudes cinematográficas. Y eso viniendo de James Cameron, que siempre ha sido un realizador con gran pulso narrativo y buenas dotes para conjugar la espectacularidad artística con la tensión y atracción de sus historias, supone una sonora decepción.

"Avatar" con su avanzada tecnología, sus exóticos universos, sus naves de último diseño deleteirá la vista pero no otros sentidos. Y el cine, como arte capaz de conjugar sensaciones es mucho más que eso.
Read more
25 de diciembre de 2009
2000-2009: UNA DÉCADA DE CINE (y V)


FEMME FATALE (2002): Hipnótico y fascinante film de Brian de Palma que se abría con un plano secuencia marca de la casa para continuar con un desarrollo que recordaba al De Palma de cintas como “Vestida para matar” o “Doble Cuerpo” y finalizar con un giro argumental que desmontaba las posibles teorías del espectador. Ecos del “Vertigo” de Hitchcock y mucho del talento y pulso narrativo de este estupendo director en su última gran película hasta la fecha.

HIERRO 3 (2004): El coreano Kim Ki Duk no ha descansado en esta década. Un total de 12 películas en 10 años, entre las que destaca especialmente este film casi mudo. Una singular y envolvente historia de amor, propiedad e invisibilidad a la que Duk imprime un carácter poético donde priman las miradas y los gestos. ¿A quien no le gustaría ser tan invisible como un fantasma?.

MYSTIC RIVER (2003): La primera gran película de Eastwood en esta década fue esta adaptación de Dennis Lehane sobre tres amigos marcados por un trágico pasado común reunidos de nuevo por un fatal incidente. El peso de la culpa, las jerarquias, la amistad y la moral son puestas en tela de juicio por Eastwood en un film que atesora unas intepretaciones magistrales de su gran reparto; Sean Penn, Tim Robbins, Marcia Gay Harden, Kevin Bacon o Laura Linney.

LA GUERRA DE LOS MUNDOS (2005): Spielberg aportó dosis de realismo a la historia de invasión extraterrestre de H.G. Wells. Su narración a pie de calle la hizo más violenta, creible y angustiosa. Todo lo mejor del Steven Spielberg de acción y ciencia-ficción estaba en este trepidante film con protagonismo de Tom Cruise. Pero también lo peor; un final “made in Spielberg”, edulcorado y americano.

MONSTRUOS S.A (2001): Mucho antes de “Up” Pete Docter y Pixar tiraron de ingenio y nos mostraron donde se encontraban realmente los monstruos de dentro del armario y cuales eran sus razones para asustar al personal. Tremendamente dinámica y llena de sentido del humor, probablemente sea la película más cómica de todas las que ha realizado Pixar gracias a su inspirado dúo protagonista, Mike Wachowski y Sully. De obligado visionado.

CLOSER (2004): Para venir de un octogenario como Mike Nichols, “Closer” es un film extremadamente actual en su disección de las relaciones de pareja entre las diferentes clases de individuos de una gran ciudad. Basada en una obra teatral de éxito de Patrick Marber, “Closer” es una ácida película de inteligentísimos y muy directos diálogos entre sus cuatro infieles protagonistas, a cada cual mejor, Jude Law, Natalie Portman, Clive Owen y Julia Roberts.

PROMESAS DEL ESTE (2007): Cronenberg dio una seca visión de los bajos fondos londinenses y las mafias rusas en una de las más certeras muestras de cine negro de esta década. “El Padrino” particular del director canadiense con Armin Mueller Stahl como jefe del clan y Viggo Mortensen comiendose la pantalla. Atención a la secuencia de los baños turcos. Un triste y especial cuento navideño.

NO ES PAIS PARA VIEJOS (2007): El tan ansiado Oscar para los hermanos Coen llegó con esta fiel traslación a la gran pantalla de la novela de Cormac McCarthy. Una vibrante caza y captura propia del mejor western entre dos personajes antagónicos; el (des)afortunado Llewelyn Moss (Josh Brolin) y un villano inolvidable llamado Antón Chigurh que le reportó un merecidísimo Oscar a Javier Bardem.


MALDITOS BASTARDOS (2009): Canto de amor al séptimo arte, película de logrado suspense y enorme sentido del humor y obra coral donde los secundarios son mucho más que protagonistas, “Malditos Bastardos” es, en realidad, “la Segunda Guerra Mundial según Quentin”, un periodo clave de la Historia alterado libre y demencialmente para la ocasión. En ella no solo tenemos al mejor Tarantino sino también poderosos tributos a a Sergio Leone o a Alfred Hitchcok.

LA VIDA DE LOS OTROS (2006): La oscarizada cinta del debutante Florian Henckel von Donnersmarck, era un solidísimo producto al más puro estilo germano, que funcionaba como obra de emociones, como tenso film de espionaje, como eficaz relato de un periodo histórico, como denuncia de represiones y dictaduras, o simplemente como homenaje a las buenas personas. Su final, conmovedor, no hacía más que redondear una película que se sitúa entre lo mejor que se ha hecho en cine europeo en los últimos tiempos.
Read more
24 de diciembre de 2009
no image

Un año más recurrimos al bueno de George Bailey y a su aventura navideña para desearos todo lo mejor en estas fiestas de comida masiva, regalos diversos, abetos, cestas de alimentos, sorteos que no tocan, y canosos hombres barbudos subiendo a los hogares por una escalera.

Resumiendo, que paseis una feliz navidad de parte de "El Séptimo Cielo".
Read more
21 de diciembre de 2009
2000-2009: UNA DÉCADA DE CINE (IV)


LA NIEBLA (2007): Ojala Frank Darabont dirigiera con mayor asiduidad. Después de “Cadena Perpetua”, “La milla verde” y la menor “The Majestic”, Darabont homenajea a la ciencia-ficción de serie B de los 50, con esta grandiosa adaptación de una obra de Stephen King pensada inicialmente en blanco y negro. ¿Qué trae la espesa niebla? ¿es la verdadera amenaza lo que esta esconde, o quizá esté entre nosotros en forma de fanatismo desmesurado?. Mucho ojo con sus minutos finales.

OLDBOY (2003): Dentro de la “trilogía de la venganza” ideada por el coreano Park-Chan Wook, “Oldboy” fue el título más sobresaliente y notorio. Una brutal historia de un hombre encerrado durante 15 años que a su salida busca el resarcimiento de todo su dolor. Las causas de todo el tinglado las iremos conociendo lentamente en un carrusel de sorpresas con pulpo vivo comestible incluido. Tan violenta que deja huella.


DÉJAME ENTRAR (2008): Justo cuando los vampiros vuelven a estar de moda, desde Suecia nos llegaba esta sensible y gélida historia infantil entre una niña vampiro y un niño carente de socialización que unen su amistad. Dirigida por Tomas Alfredson, “Dejame entrar” cuenta con unos cuantos momentos difíciles de olvidar, y que golpean al espectador en medio del tono nórdico y pausado. Yo aún no he podido quitarme de la cabeza su final.


ALTA FIDELIDAD (2000): Adaptando a Nick Hornby, con un alto grado de camaradería entre reparto y equipo técnico, John Cusack y Stephen Frears hicieron la película definitiva sobre el treintañero fetichista, melómano y friki con el que todos y cada uno de nosotros podíamos identificarnos. Rob Gordon se resistía a crecer y a adquirir responsabilidades, porque ¿Qué mejor que estar rodeado de los discos que amas y de colegas con los que debatir tus temas preferidos?. Divertidisima, fresca y con una banda sonora le-gen-da-ria.

300 (2006): Dos películas como “Sin City” y “300” revolucionan el cine y estrechan la unión entre cómics y películas. Tras ellas, trasladar la viñeta al plano es posible casi al 100 %.
Frank Miller es uno de los culpables, pero sobre todo Zack Snyder, el director de “Amanecer de los muertos”, que con su labor lograba que todos saliésemos del cine gritando eso de “esto es Esparta” o “esta noche arderemos en el infierno”.


OLVIDATE DE MI (2004): En una década en que un buen número de guionistas creyeron ser originales desordenando argumentos que no necesitaban ser desordenados, Charlie Kauffman sobresalió gracias a una historia de amor que sólo el podía enrevesar. Los diferentes estados del enamoramiento y las relaciones de pareja borrados y recuperados de la memoria con un ingenio único. El eterno resplandor de una mente sin recuerdos.


MOULIN ROUGE (2001): Baz Lurhman renovó el olvidado género musical con este resultón batiburrillo de exitos pop tremendamente eficaz. El toque excesivo del director australiano le sentaba como un guante a la colorida historia de amor y tragedia entre unos cantarines Nicole Kidman y Ewan Mcgregor en el Paris bohemio de principios del siglo XX. Obra Maestra para unos. Estafa para otros. Como casi siempre ocurre con el cine de Lurhmann.

MUNICH (2005): No está valorado como merecería este estupendo thriller político de acción y espionaje que a veces recordaba a Costa Gavras y otras al mismísimo Hitchcock. Spielberg consigue una de sus cintas más serias con un ojo en el cine de los 70 y el otro en el conflicto israelí y palestino. Basado en la historia real de los atentados de las olimpiadas de Munich 72 y con una portentosa dirección del maestro Steven y un montaje perfecto de Michael Kahn.

SHREK (2001): En los años de auge y cuasi hegemonía de la compañía Pixar, su más directa rival, Dreamworks se hizo fuerte gracias a “Shrek”, otorgándole el título de compañía menos convencional e infantil del cine de animación por ordenador. Dreamworks pincharía en hueso posteriormente, pero no con este cuento de cuentos de gran mala uva y personajes que ya permanecen en el imaginario colectivo; Shrek, Fiona, Asno y más tarde El gato con botas.

EL SECRETO DE SUS OJOS (2009): Aunque aún es pronto para saber el poso que puede dejar esta emocionante película argentina dirigida con pulso maestro por Juan José Campanella (“El hijo de la novia”, “Luna de Avellaneda”), estamos seguros que el espectador retendrá por mucho tiempo las imágenes de este film. Thriller, romance, cine negro, drama y comedia unidos magistralmente en una preciosa muestra de clasicismo cinematográfico de las que ya no se ven.

Read more
18 de diciembre de 2009
UN BLU-RAY DE ICE AGE 3 PUEDE SER TUYO

Hacemos un inciso en nuestro repaso a esta década de cine para hablar de hielo. No el que ha hecho a más de una pegarse un trompazo en estos últimos y gélidos días, sino el que ha popularizado a personajes animados como Scrat, Sid, Diego o Ellie.

Pensando en las vacaciones navideñas, Fox ha lanzado el DVD y Blu-Ray de la tercera entrega de esta saga animada; "Ice Age 3: El Origen de los Dinosaurios". La puesta de largo tuvo lugar en una pista de patinaje habilitada para tal evento y que permanecerá abierta al público en la Plaza Manuel Gómez Moreno (Azca), detrás de El Corte Inglés de la Castellana en Madrid hasta el próximo día 31 de Diciembre de 12:00 a 20:00 horas. Vamos, lo que viene a ser la alternativa a Cortilandia de estas navidades.

Y una vez más 20th Century Fox se ha acordado de los lectores de "El Séptimo Cielo" a los que quiere regalar un blu-ray de la película. Para ello hemos querido organizar un pequeño sorteo entre todos los comentarios que nos dejeis en este post. ¿Cuales son las reglas?:

- Dejad un comentario en este post describiendo en una sola frase a la saga "Ice Age".
- Incluid vuestro correo electrónico de contacto en el comentario para que podamos ponernos en contacto con vosotros si resultais ganadores.
- La mejor frase será la que consiga el Blu-Ray de "Ice Age 3: El origen de los dinosaurios". Un selecto jurado formado por un servidor valorará todas vuestras frases y decidirá la ganadora.
- El concurso durará hasta las 00:00 del Domingo 20 de Diciembre, así que teneis todo un fin de semana por delante para participar.
- El concurso se limita a España.

Si quereis más información de 20th Century Fox Home Entertainment España os recomendamos visitar su página en facebook. Allí encontrareis, imágenes, novedades y muchos más concursos.

Rápido, "que nos los quitan de las manos, oigan"!!!.
Read more
16 de diciembre de 2009
2000-2009: UNA DÉCADA DE CINE (III)


COLLATERAL (2004): Tom Cruise haciendo de villano y Michael Mann rodando su thriller más nocturno y persecutorio. Trepidante ritmo y grandes diálogos para esta entretenidísima película con el azar de fondo con guión reescrito por el mismísimo Frank Darabont (“Cadena Perpetua”). Si Scorsese retrata a las mil maravillas el Nueva York nocturno, Mann hace lo mismo con Los Ángeles.

UNA HISTORIA DE VIOLENCIA (2005): Menos carnal y más maduro, aunque sin dejar de lado su visceralidad, David Cronenberg ha contado en esta década dos historia de bajos fondos e instintos ocultos. Esta fue la primera de ellas. Todo era aparentemente feliz en la vida de Tom Stall, hasta la llegada de un antiguo colega que descubre su violento pasado a ojos de su familia. Excelentes Ed Harris, Viggo Mortensen y Maria Bello, polvo en las escaleras incluido.

LOS CRONOCRIMENES (2007): Nacho Vigalondo solo necesito cuatro duros, cuatro personajes y cuatro escenarios para demostrar que con una buena historia y mucho talento narrativo se puede hacer una película capaz de convertirse en todo un referente en su campo (el cine de viajes en el tiempo). Siempre afanado en hacer participe al espectador de su puzzle, Vigalondo ha hecho de su momia rosa todo un icono del cine español.

MULHOLLAND DRIVE (2001): Magnética, atrayente, hipnótica, onírica. También aterradora. Antes de ponerse lo más ininteligible posible con “Inland Empire” Lynch nos fascinó con esta demostración de caótica personalidad y enorme talento visual. Para dejarse llevar y disfrutar de sus sonidos, colores, planos y luego jugar a interpretar lo que uno ha visto.



KILL BILL (2003): El Tarantino más referencial lo encontramos en esta amalgama de cine de kung-fu, spaghetti-western, thriller, manga y un largo etcétera, dividido en dos partes, de las cuales nos quedamos con su volumen 1 por su altisimo nivel de puro divertimento. Lo mejor de todo es que Quentin contraatacará con una 3 y 4 parte que seguirá las vidas de las victimas que la expeditiva “La Novia” dejó atrás.

NUEVE REINAS (2000): Lástima que Fabian Bielinsky falleciese antes de lo esperado. Su corta carrera le colocó como el director argentino más prometedor con tan solo dos películas en su haber. La primera de ellas fue “Nueve Reinas”, una historia de timadores, llena de inteligencia y sorpresivos giros argumentales de la que Hollywood realizó el inevitable remake que pasó sin pena ni gloria, quedandose a años luz del original. Luego vendría "El Aura" y la triste perdida del director.

EL PIANISTA (2002): Mucho antes de que lo metieran en la cárcel por su polémico pasado sexual, EEUU pareció reconciliarse con Polanski, dejando de lado cualquier tipo de prejuicios y otorgándole justamente los Oscars que “El Pianista” merecía. El bueno de Roman hizo su película más autobiográfica con esta historia de nazis donde destacaba un soberbio Adrien Brody en la piel de Wladislaw Spilzman.


REQUIEM POR UN SUEÑO (2000): La locura. La paranoia. El mono. Darren Aronosfky ("La fuente de la vida", "El Luchador") encontró la manera perfecta de describir estos tres estados en la gran pantalla. Una cinta incomoda sobre las adicciones aderezada con una magistral música de Clint Mansell, que más tarde sería asociada con la trilogía de “El Señor de los anillos”. Con Jennifer Connelly dandolo todo por su papel.


EL BOSQUE (2004): Junto a “El Protegido”, el gran logro de Shyamalan. Un estudio de la mentira en las altas esferas y su uso desde el poder disfrazado de película de época con ciegos, tontos del pueblo y desconocidas amenazas externas que no son más que un hábil mcguffin para engañarnos a todos y marcarse un nuevo tanto más en su carrera. El mejor reparto que ha tenido el hindú a su cargo; William Hurt, Sigourney Weaver, Bryce Dallas Howard o Adrien Brody.

ZOMBIES PARTY (2004): Cuando los zombies pueden ser
aniquilados arrojandoles discos de vinilo (excepto los de “Prince”) es que algo extraño está ocurriendo. Fenomenal irrupción de Edward Wright, Nick Frost y Simon Pegg en el mundo del cine, parodiando a George A. Romero. Luego vino “Arma Fatal” para confirmar que este trío está de sobra dotado para la comedia.
Read more
14 de diciembre de 2009
2000-2009: UNA DÉCADA DE CINE (II)



AMORES PERROS (2000): El descubrimiento de Alejandro Gonzalez Iñarritu vino de la mano de “Amores Perros” un desgarrador cruce de historias, un poderoso drama callejero. Iñarritu seguiría posteriormente en la misma línea de su película mexicana, poniéndose más pesimista (21 gramos) y más global (Babel), ya en Hollywood.


HIJOS DE LOS HOMBRES (2006): La gran muestra de cine distópico de los últimos 10 años. Alfonso Cuarón se luce con una comprometida y sobrecogedora narración con tanto realismo que hasta la sangre mancha la cámara. Planos secuencias memorables y la piel de gallina sólo con escuchar el llanto de un niño.


CIUDAD DE DIOS (2002): Con un montaje que el propio Oliver Stone querría para si, Fernando Meirelles y Katia Lund dirigieron con gran pulso este vibrante thriller callejero ambientado en las favelas brasileñas durante diferentes décadas. La historia de Buscapé y de aquello en que pudo convertirse y no fue.


EL SEÑOR DE LOS ANILLOS (2001-2003): Solo Ralph Bakshi en los setenta había osado acercarse a tan tamaña obra literaria. Peter Jackson no lo dudó y fue a por todas, saliendo la jugada perfecta. Una trilogía exhaustiva que hizo lo más difícil, gustar a los no iniciados en hobbits y elfos y convencer a los millones de seguidores universales de Tolkien. 17 Oscars en total y un Gollum en el recuerdo colectivo.

HABLE CON ELLA (2002): Nuestro Pedro hizo historia consiguiendo el Oscar a Mejor Guión y estando nominado a Mejor Director. Y sin abandonar su particular universo. Historias convalecientes, amores rotos, afecto y dedicación en el film más completo del director manchego. Excelentes Javier Cámara y Dario Grandinetti, así como la música de Alberto Iglesias

APOCALYPTO (2006): Haciendo gala de un encomiable sentido del cine espectáculo, rodada en lengua maya y con nulo rigor histórico, llena de persecuciones sin tregua y violencia sin tapujos, Mel Gibson se lo pasaba pipa y nos contagiaba con una película de aventuras de la que no puedes apartar el ojo.


MILLION DOLLAR BABY (2004): En esta década Clint Eastwood se ha dedicado a confirmar una y otra vez que es el mejor director vivo. Su mayor logro, con permiso de “Mystic River” fue esta historia de boxeo y eutanasia, donde Clint se guardaba para sí, su habitual papel de cascarrabias con buen fondo. La dirección de actores fue tremenda, garantizando sendos Oscar para Hillary Swank y Morgan Freeman.

RATATOUILLE (2007): La factura global de Ratatouille está en un nivel superior a los 45 minutos iniciales de “Wall-E” o de la historia de amor de Carl y Ellie en “Up”. El guión más redondo de Pixar es el de esta encantadora obra que situaba a las ratas en su habitat más inapropiado; la cocina. El encanto parisino y el score de Michael Giacchino completaban la genialidad. Antón Ego la habría calificado con un 10.

AMELIE (2001): Llegó al principio de esta década y marcó una fuerte influencia. Ahora toda narración que quiere ser "bonita" lleva implícita una ingeniosa voz en off, una mágica y bondadosa visión de las cosas, una música como la de Yann Tiersen y un rostro delicado como el de Audrey Tautou, a la que le será dificil separarla del nombre de Amelie Poulain.


MEMENTO (2002): “Memento” hizo que reparasemos en un nombre; Christopher Nolan. Su segunda película era un film sobresaliente que jugaba hábilmente con el desorden y la falta de memoria de su personaje protagonista, un Guy Pearce tatuadisimo por necesidad. Desde entonces, Nolan no ha hecho más que crecer.
Read more