25 de enero de 2010
AEROLINEAS REITMAN


Muy capaz de seleccionar el equipaje exacto, extremadamente feliz por su pericia a la hora de economizar el tiempo de espera en los aeropuertos, orgulloso de sus millas de vuelo acumuladas que le llevarán a ser uno de los norteamericanos más itinerantes, Ryan Bingham (George Clooney) mantiene una existencia aparentemente próspera.
A simple vista, cualquier ser humano desearía estar en su piel, salvo por la labor con la que se gana la vida; ser un verdugo laboral que se enfrenta diariamente a la tarea del despido de un trabajador.

Solo un tipo sin conciencia alguna, e insensibilizado ante la emociones ajenas puede llevar a cabo semejante faena. Solo un tipo individualista que ha perdido la capacidad de sentir algo por alguien es capaz de hacerlo y ni siquiera pestañear.

Como ya ocurría con el personaje de Aaron Eckhart en la primera película de su director, “Gracias por fumar” o con el secundario de Jason Bateman en “Juno”, Jason Reitman pone ante nuestros ojos a un personaje de marcadas convicciones y vida modélica, exponiéndolo posteriormente a dilemas que le hacen desestabilizar su existencia y dudar de sus propios discursos. La faceta favorita de Reitman es la de desenmascarar a sus personajes para a través de ellos llegar a poner en tela de juicio el funcionamiento de la sociedad actual. Si “Gracias por fumar” hablaba del tabaco y “Juno” del embarazo adolescente, “Up in the air” es una película sobre la crisis económica o laboral, aunque en realidad las tres vienen a hablar de otra crisis, la de la propia realidad en la que se encuentran sumidos cada uno de sus personajes protagonistas, la de la propia madurez.

Up in the air” tiene, por tanto, sus bazas en las interpretaciones y en la cuidada construcción de de sus tres protagonistas principales. George Clooney, en su mejor papel hasta la fecha, encontrará en Vera Farmiga y Anne Kendrick dos excelentes réplicas que van modelando la filosofía de este ejecutivo lleno de claroscuros, al tiempo que marcan el paso de una película que avanza sobria y con paso firme en su relato de una sociedad que ha abandonado las comunicaciones interpersonales.

Reitman se mueve con fluidez en una muy sólida adaptación de la que el mismo firma el guión, pasando con acierto sobre variados terrenos; “Up in the air” comienza como una ágil y elegante comedia, pasa a ser una especie de “buddy movie” ejecutiva, para convertirse en un drama romántico de carácter indie (un tono cada vez más innecesario y molesto) y acabar preguntándose a si misma y al espectador la validez de todo lo anteriormente expuesto, en un final lleno de amargura e incertidumbres.
El vuelo de "Up in the air" es silencioso pero constante, con la seguridad de que te dejará satisfecho en el destino elegido. Justo como la carrera de Reitman que vuela alto desde que despegó.

(Clip de regalo, con el tema principal de la película, interpretado por Sad Brad)



Read more
23 de enero de 2010
CUATRO COSICAS



- La sesión fotográfica que han realizado Alec Baldwin y Steve Martin nos recuerda que los Oscar están a la vuelta de la esquina. Primero llega la foto de los maestros de ceremonias, luego viene el poster publicitario de esta edición y más tarde una imagen del escenario de la gala que nos haga empezar a sentir más cerca los dorados premios Hollywoodienses. El 2 de Febrero son las nominaciones, como siempre cuando Anne Igartiburu comienza a dar la tabarra rosa (vamos, a eso de las 14:30).




- Unos Oscars los de este año con un aliciente añadido. Saber si Mo´nique, unas de las grandes favoritas de esta edición, por fin se depilará sus piernas. No fue la gala de los Globos de Oro, donde por cierto pilló galardón, la primera ocasión en que la actriz afroamericana lucía piernas de romano, en una anterior entrega de premios ya apareció sin frio en las patas. Lo que está claro es que si Mo´nique gana el Oscar a Mejor Actriz Secundaria, no lo hará "por los pelos".



- Más depiladas están las protagonistas de "Room in Rome", la nueva película de Julio Medem, que hace años que dejó de tener una inquietud por filmar algo que no fuera un tia en pelotas. "Room in Rome" es la historia de una noche de hotel y dos chicas. Falta el fontanero. No hay más que ver el trailer y el cartel para saber que la película no contrató a un diseñador de vestuario. ¿La calificará como película X nuestra Ministra?. (Trailer retirado a petición de la productora de la película)


- No sabemos si "Room en Rome" tendrá alguna nominación en los Goya del año 2011, pero de lo que estamos seguros es que los premios de nuestro cine van por fin, por el buen camino. La llegada de Alex de la Iglesia ha supuesto un soplo de aire fresco para nuestro cine y este año los Goya tiran de ingenio para promocionarse. No costaba tanto hacer un anuncio llamativo que sirva como reclamo e idear una original campaña con la que tú mismo puedes entregar un premio Goya. De la Iglesia ya ha anunciado que para la próxima edición los Goya se sufrirán una gran renovación. Confiamos en él.

Read more
18 de enero de 2010
GLOBOS DE COLOR AZUL




Conforme iba aumentando sus cifras en taquilla, “Avatar” se hacía más fuerte como candidata a los distintos premios con los que el cine reconoce a las mejores películas del año. Claro, que esto puede sonar contradictorio, ¿es el Globo de Oro o el Oscar un premio a la cinta de mayor éxito y no a la de mayor calidad?. Este año la respuesta sería más afirmativa que nunca.

En la edición número 67 de los Globos de Oro, la película de James Cameron ha sido la gran triunfadora. Suyos han sido los Globos que distinguen la Mejor Película y Mejor Director, y lo más importante; estas menciones suponen el espaldarazo definitivo a una película que aunque discutida, ha ido ganando adeptos en la industria con el paso de las semanas. Si tenemos en cuenta que este año los Globos de Oro se han entregado antes de la finalización del plazo en que los Académicos envían sus votos para los Oscar, podemos pensar que el triunfo de la película de Cameron en la llamada “antesala de los Oscar” pueda influir sobremanera en las papeletas de voto de los Académicos.

Avatar” tiene todo de cara y con su envergadura ha aplastado a sus principales rivales. El musical “Nine” que obtuvo 5 nominaciones se fue de vacío reafirmando sus escasas posibilidades de optar al Oscar, “En tierra hostil”, drama ambientado en la Guerra de Irak y vencedor de la práctica totalidad de los premios de la crítica norteamericana ha sucumbido frente al poder azul del director de “Titanic”, logrando un cero en su casillero, “Up in the air” la máxima nominada de la noche, tuvo que conformarse con el premio a Mejor Guión, la única categoría donde “Avatar” parece flaquear, la independiente “Precious” propinaba un premio Monique, su actriz de reparto y los “Malditos Bastardos” tarantinianos solo consiguieron el premio a su impecable Coronel Hans Landa, encarnado con suma elegancia por el actor Christoph Waltz.
No nos equivocaremos demasiado si afirmamos que el camino al Oscar parece totalmente allanado para la película de James Cameron.

Siguiendo la línea más comercial que cualitativa, los Globos de Oro interpretativos también han premiado a los logros de taquilla. Quien pensase que Sandra Bullock jamás podría ser designada mejor actriz del año no estaba en lo cierto. La buena de Sandra se hizo con el premio a mejor actriz dramática por “The Blind Side” justo en el año en que fue la actriz que más recaudó en taquilla en los EEUU. Por delante de Matt Damon, Daniel Day Lewis o Joseph Gordon Lewitt, el nuevo Sherlock Holmes, Robert Downey Jr. lograba el Globo de Oro a actor de comedia, o ¿quizá era un premio al actor más popular del momento?. A dos veteranos como Jeff Bridges y Meryl Streep no se les pudo negar su estatuilla por “Crazy Heart” y “Julie and Julia” respectivamente, mientras está última veía perder sus opciones en la categoría de Mejor Comedia frente a “Resacón en las Vegas”.

Nuestros premios preferidos de la noche fueron los menos llamativos; los dos Globos para “Up”, a Mejor Música y Película Animada, y el premio a Mejor Película Extranjera para “La cinta blanca” de Michael Haneke, derrotando así a “Los abrazos rotos” de Almodóvar. Como especialmente merecidos y emotivos fueron los galardones (ya en el ámbito televisivo) a Michael C. Hall y John Lithgow por la cuarta temporada “Dexter”.

Tradicionalmente los Globos de Oro siempre han sido unos galardones con fuerte carácter comercial, por lo que habrá que esperar próximo 2 de Febrero para corroborar si los premios Oscar siguen ese mismo camino, en un año donde las 10 nominaciones en lugar de 5 en la categoría de Mejor Película puedan permitir un giro más popular en el rumbo de estas doradas y preciadas estatuillas y en la propia industria Hollywoodiense que parece apostar por el cine espectáculo como futuro del séptimo arte.

Read more
14 de enero de 2010
POSTERS, POSTERS, POSTERS



"Incepcion" vs "El Caballero Oscuro"; Que mejor que un cartel ampliamente similar para vender la próxima película del director de uno de los grandes taquillazos de los últimos tiempos. El cartel de "Incepcion" tiene un gran parecido con el de "El Caballero Oscuro" no por casualidad. Edificios azulados que rascan el cielo, la misteriosa espalda del protagonista absoluto, un poquito de agua acumulada en el ambiente y como no el nombre de Christopher Nolan sobrevolando la película.


"El niño de Marte" vs "En busca de la felicidad": El fondo blanco da inocencia a la ya de por si inocente estampa de adulto y niño. El adulto mira hacía abajo y el niño a lo suyo. Dos carteles paterno-filiales con poster promocional cargado de similitudes.



"Bajo la sal" vs "Saw"; Si lo que pretendian con este descarado parecido era captar la atención, por mi parte lo han conseguido. Una película mexicana llamada "Bajo la sal" era toda una desconocida hasta que encontré su cartel. Casi idéntica tipografía y un brazo más frío que el hielo para contarnos que la cosa va de asesinatos. Quieran o no los censores españoles, la saga "Saw" ejerce fuertes influencias.
Read more
10 de enero de 2010
THIS IS FOOTBALL

Photobucket

Llevaba mucho tiempo el cine buscando una película como “The Damned United”. Un film que hablase de y desde las entrañas del fútbol. Los seguidores de ambas disciplinas ya estaban resignados a encontrar la película que aunase balompié y séptimo arte con la intensidad y pasión del primero y la emoción y épica del segundo.
Descartada la meca del cine, donde el fútbol no es fútbol sino soccer y el cine español el cual siempre ha mirado al fútbol desde la comedia (“Días de fútbol”, “El penalti más largo del mundo”) o la nostalgia (“El Portero”), solo un país como Inglaterra con larga tradición pelotera podía ofrecer una película como esta.

The Damned United” no baja al césped pero tiene más fútbol que cualquier otra película. Basada en la historia real de Brian Gough (entrenador del Derby County) y Don Revie (entrenador del triunfante Leeds United de los años 70) es esta una historia sobre entrenadores modestos y entrenadores en la cima, sobre equipos humildes y grandes campeones, pero principalmente sobre ascensos y descensos, orgullos enfrentados que van más allá del rectángulo de juego.

Es culpa del guionista Peter Morgan, que “The Damned United” refleje con tal precisión el mundo futbolístico. Morgan ya dio en la diana a la hora de recrear el entorno real en “The Queen” y el periodístico en “Frost/Nixon”. Su acercamiento al universo futbolero contiene las mismas virtudes que los títulos anteriores; la ilustrativa inserción de documentos originales de la época, el ubicuo tono cuasi documental, los diálogos precisos y enérgicos. Pero además añade el amor al fútbol que le otorga su procedencia británica.

Como hacía en “Frost/Nixon” en su propio ámbito, “The Damned United” muestra todo lo que se cuece alrededor de una victoria y una derrota, siendo la primera vez que el cine enseña a un segundo entrenador-secretario técnico haciendo el fichaje perfecto, la eterna intromisión en la parcela deportiva del presidente del equipo, boicots de los jugadores al mister, los egos ascendentes provocados por los ascensos de categoría, la mutación de la estructura e ideas de un club al pasar de pelear en campos de mala muerte a hacerlo en los mejores estadios del país. “The Damned United” recoge casi la práctica totalidad de las vivencias futbolísticas en que un enorme número de equipos y aficiones se reconocerían.

Los fanáticos del fútbol disfrutarán sobremanera de esta descripción del backstage del deporte rey y de las imágenes históricas de al FA Cup, la Premier League, la Charity Shield o la Copa de Europa de los años 70. Años donde se jugaba al fútbol sin atender demasiado a las normas y primaba ante todo, el instinto. Los no futboleros encontraran una entretenida narración con el fútbol como contexto donde los personajes y sus intensas relaciones personales llevan la batuta, principalmente gracias al gran hacer de su reparto encabezado por un actor cada vez más sólido e importante como es Michael Sheen, protagonista no casual de los tres citados guiones de Peter Morgan.

The Damned United” es la consumación de la, hasta ahora, imposible relación entre cine y fútbol. Tanto, que incluso la película dura 90 religiosos y futbolísticos minutos. Muy recomendable para paliar el vacio en uno de esos fines de semana en los que no se celebra jornada de liga.
Read more
7 de enero de 2010
no image

Photobucket

Tienen dos películas como “Adventureland” y “Zombieland” numerosas coincidencias; su título, rematado con el sufijo “land”, su año de producción que las ha llevado a compartir cartelera, la presencia del joven actor Jesse Eissenberg dentro un personaje prácticamente calcado, una chica mona de la que enamorarse, un parque de atracciones como espacio donde desarrollar la historia y un claro toque de modesta producción norteamericana. Y lo más importante, tanto la una como la otra provocan esa sensación de satisfacción y sintonía en el espectador una vez encendidas las luces de la sala.

Adventureland” apareció sin hacer ruido. Tan sigilosamente como llega su protagonista, James, al dudoso parque de atracciones en el que le tocará trabajar el último verano antes de la Universidad.

Porque efectivamente, “Adventureland” es otra de esas películas de adolescentes en su despertar personal, sentimental y sexual, pero no una cualquiera. Aquí no hay desmadre juerguista rollo “American Pie” ni suena la almibarada música de Michel Legrand como en “Verano del 42”. Lo que hay es una sensata y sincera descripción de esa difícil etapa de indefinición adolescente, cargada de inseguridades y expectativas. El que más y el que menos ha pasado por ahí y lo ha hecho con la vulnerabilidad del protagonista de “Adventureland”.

La naturalidad con la que Greg Mottola (director de “Supersalidos”) se aproxima a este periodo trascendental de nuestras existencias y el acertadísimo casting que lo interpreta (donde encontramos a Kristen Stewart, la protagonista de “Crepúsculo”) provoca un alto grado de identificación en el espectador. La película fluye entre el drama y la comedia con sencillez y encanto, retrotrayéndonos a una época, los 80, y sorprendiéndonos por su enorme capacidad para describir algo tan difícil como es “la normalidad”. Y entre toda la maraña de dudas, vocaciones frustradas y trabajos forzados existe un romance encantador donde predominan los altibajos sentimentales. “Adventureland” está llena de perdedores que (a veces) ganan y “triunfadores” que (en ocasiones) fracasan, pero sobre todo es una película de gente que acierta y se equivoca. Como la vida misma. Mottola ha hecho la película sorpresa de la temporada.

Photobucket

Tampoco necesita “Zombieland” crear héroes y villanos. Solo definir unas reglas a medio camino entre lo práctico y lo absurdo que permitan sobrevivir a un ataque zombie. La cinta debut de Rubén Fleischer va al grano; sus pretensiones son escasas y su único interés radica en ser la película apocalíptica menos seria de la historia. De otro modo no sería posible que los peligrosos zombies se moviesen al ritmo de Metallica o que un tipo duro y malhablado con hechuras de vaquero profundo como el que interpreta Woody Harrelson solo ansié matar muertos vivientes para conseguir un pastelito marca “twinkie”.

Zombieland” es, por tanto, un cachondeo desde su primer minuto. Una road movie cien por cien disfrutable y tan consciente de su ligera condición que puestos a no pretender no pretende ni alcanzar los 90 minutos de duración.
De nuevo nos encontramos ante un bien seleccionado cuarteto protagonista, donde sobresale Eissenberg dentro de la piel de un joven pardillo por fuera pero metódico y resuelto en el interior, Harrelson al cual el guión le dedica las mejores frases del evento y dos jovenes hermanas en las que destaca la prometedora Emma Stone. Hay química entre todos ellos.

"Zombies party" ("Shaun of the dead") vendrá rapidamente al recuerdo, aunque su humor partía de un lugar muy diferente, la parodia. En "Zombieland" hay sitio para la comedia más grotesca, para la casquería fina, para el romance y por supuesto, para los planos obligados del cine apocalíptico. También para encontrar una insólita utilidad a las atracciones de feria en su climax final e incluso para ofrecer a Bill Murray la aparición más perdurable que ha hecho en mucho tiempo. "Zombieland" es un cóctel entre lo humilde y lo canalla, más que apetecible.
Read more
4 de enero de 2010
EL ARTE DE IVÁN ZULUETA






Valga una selección de los carteles diseñados por Iván Zulueta para recordar su desaparecida figura y comprender su singular personalidad y su enorme talento que lo llevó a convertirse en personaje clave del arte español de los años 80, de la movida madrileña y en director de culto que jamás pudo o quiso separar su nombre del adjetivo "maldito". Desde Almodovar a Buñuel, pasando por Garci o Gutierrez Aragón y por supuesto "Arrebato" del propio Zulueta.

Read more